Cocreando Belleza Natural

Optimización de la doble limpieza con la emulsión hidratante

La mejor forma de disfrutar de una piel sana, feliz y bonita es seguir una buena rutina de cuidado de la piel. Antes de aplicar cualquiera de los productos que iluminarán tu rostro, deberás limpiar tu piel. En primer lugar, hay que eliminar el polvo y la contaminación que se acumulan en tu rostro durante el día, ya que tu piel sólo se puede nutrir adecuadamente tras su limpieza. Este es el momento en el que intervienen los productos coreanos para el cuidado de la piel.

K-Beauty – ‘Inventor’ de la rutina de doble limpieza

Todo el mundo conoce la popularidad de los productos coreanos de belleza y cuidado del rostro. Los coreanos han creado una emulsión hidratante de 10 pasos para la rutina del cuidado de la piel basada en aceites limpiadores que preparan la piel para su posterior tratamiento. En su rutina de 10 pasos, los coreanos utilizan el método de doble limpieza: en primer lugar, se elimina la suciedad liposoluble con un limpiador y después, el segundo limpiador elimina la suciedad hidrosoluble.

Las rutinas coreanas de belleza giran en torno a la emulsión hidratante, sobre todo bálsamos y aceites de limpieza. Forman parte del proceso de doble limpieza que disuelve la grasa y elimina el maquillaje del rostro. Sólo una piel limpia puede absorber adecuadamente productos como las hidratantes, los sérums o las mascarillas y, por ello, la limpieza facial es el primer paso básico de la rutina del cuidado de la piel.

Los coreanos están muy avanzados en la industria cosmética y son muy innovadores en este campo. Sus empresas han modificado los aceites y bálsamos de limpieza para crear las soluciones de limpieza del rostro más suaves del mercado mundial. La emulsión hidratante de la gama de productos K-Beauty te ayuda a conseguir un cutis uniforme y radiante.

Sin embargo, aunque el método coreano de limpieza es fantástico, gracias a la combinación de limpiadores a base de aceite y de agua, conlleva un gran problema: la cantidad de pasos que comprende hace que resulte poco práctico. Pero, ¿y si pudieses disfrutar de todos sus beneficios en mucho menos tiempo?

Divertida limpieza con el aceite-espuma – La fórmula para una excelente emulsión hidratante

El método de doble limpieza reduce el tiempo dedicado a tu rutina de cuidado de la piel y en estos momentos esto es más importante que nunca. Debido a la pandemia, han surgido nuevos problemas cutáneos producidos por las mascarillas (irritación, sobre todo en el caso de las pieles sensibles y ‘maskné’); debido a ellos, las mujeres le dedican a sus rutinas de belleza hasta un 50% más de tiempo y, en consecuencia, gastan más en productos de belleza para el cuidado de la piel, ya que se trata de una parte fundamental del proceso. Las fórmulas de un solo paso, como este limpiador de aceite-espuma, simplifican mucho las cosas. Gracias a su aceite emulsionado, esta fórmula en aceite se transforma en una espuma cremosa en contacto con el agua. En tan sólo un paso, podrás disfrutar de una experiencia de spa.

El efecto de doble limpieza tan importante en la rutina de belleza asiática se ha combinado en un solo producto que tiene la misión de eliminar los residuos solubles en agua y en aceite para revelar una piel perfectamente limpia. Además, contiene Affipore y Melavoid: el primero reduce el tamaño de los poros y el segundo aclara el tono de la piel.

Aceites de aguacate, jojoba, semillas de uva, argán y aceite de coco: todos ellos se encuentran  en este producto, que ayuda a dejar la piel en unas condiciones óptimas para el siguiente paso de su tratamiento, tras la eliminación de todas las impurezas. Esta fórmula basada en aceites no sólo es perfecta para pieles normales o secas, sino también para pieles grasas. Esto se debe a que el aceite atrae al aceite. Por lo tanto, los aceites limpiadores atrapan de una forma muy efectiva toda la grasa y la suciedad de tu piel para que resulte más fácil eliminarlas posteriormente. Los aceites de limpieza se pueden utilizar solos, como limpiador principal, si eso te funciona, pero se usan con más frecuencia como parte de una doble limpieza. En ese caso, en primer lugar se utiliza un aceite limpiador para retirar toda la suciedad y después la espuma limpiadora la elimina. Esta fórmula de aceite-espuma es una emulsión hidratante que, al cambiar las texturas, combina ambos productos en uno.  

A petición de sus clientas, la industria cosmética ha evolucionado y comenzado a crear productos más sencillos y satisfactorios. Las consumidoras han empujado literalmente a la industria a crear productos sanos, naturales, suaves y fáciles de utilizar.

Déjanos inspirarte para hacer que tus rutinas de cuidado del rostro te resulten más sencillas y efectivas para que consigas el rostro luminoso que deseas con esta nueva fórmula.

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.