Cocreando Belleza Natural

Los pasos de Provital hacia la fabricación sostenible

Como parte de nuestro compromiso con la fabricación sostenible, Provital se ha asociado con SolarProfit, líderes en energía fotovoltaica. Dicha empresa ha construido una planta de energía fotovoltaica en las instalaciones de Provital en Barberà del Vallès, España, compuesta por más de 800 paneles solares. Este proyecto pretende garantizar una mayor autosuficiencia eléctrica y sostenibilidad. La instalación generará el 15,25% de la electricidad consumida en la planta, lo que supone 147.540 kWh al año aproximadamente.

Esto reducirá las emisiones anuales de CO2 de la planta en más de 52,6 toneladas, equivalente a lo que absorben 263 árboles en unos 30 años de vida. Este nuevo proyecto permitirá a Provital reducir sustancialmente su impacto medioambiental, dando muestras de una mayor dedicación a una industria cosmética más sostenible. En el contexto actual, este es un aspecto fundamental para Provital y nuestros socios que analizaremos a continuación.

Los argumentos en favor de la energía solar

Las razones medioambientales para la energía solar son obvias. El uso de esta valiosa fuente de energía reduce significativamente nuestra dependencia de los combustibles fósiles y será determinante para frenar el cambio climático. Sin embargo, una ventaja menos conocida es la reducción del consumo de agua. Otras fuentes de energía consumen litros de agua al año, mientras que los paneles solares fotovoltaicos no requieren agua en absoluto. Teniendo en cuenta que la escasez de agua es un problema social y medioambiental cada vez mayor, su uso es un componente esencial dentro de una auténtica iniciativa de fabricación sostenible.

Por otra parte, la energía solar tiene muchas ventajas para las empresas. Además de reducir la dependencia de los combustibles fósiles, el precio de la energía aumenta, por lo que con los paneles solares voltaicos, las empresas pueden ser más autosuficientes. De este modo, la empresa se protege de la volatilidad de los precios de la electricidad al por mayor, al tiempo que mejora su imagen a los ojos de un consumidor más consciente.

Los consumidores conscientes defienden la fabricación sostenible

El consumismo consciente es un movimiento en alza. En estos momentos, el 64,8% de los consumidores está preocupado por el cambio climático, el 36,4% intenta reducir sus emisiones de carbono y el 22,3% quiere hacer más para compensar su huella de carbono (Euromonitor, 2020). Esto, por supuesto, afecta a sus decisiones de compra. Según Mintel, el 45% de los consumidores afirman ser más fieles a las marcas que reducen su huella de carbono que a las que no lo hacen (Mintel, 2020).

Además, estos consumidores eco-conscientes son más conocedores que nunca. Son cada vez más conscientes del fenómeno del «lavado verde», con el que las empresas realizan promesas medioambientales infundadas o vacías. Los consumidores son conscientes de que la sostenibilidad se extiende a toda la industria, de hecho, un 31% afirma que selecciona marcas de belleza con una cadena de suministro rastreable (Mintel, 2020).

Un producto de belleza verdaderamente sostenible

En Provital nos esforzamos por hacer que nuestro trabajo sea lo más sostenible posible. Esto es solo una parte de nuestra misión más amplia de avanzar hacia la fabricación sostenible, que incluye amplios programas de ahorro de agua y reducción de residuos. Sin embargo, sabemos que hace falta algo más que una sola empresa. Estamos haciendo que nuestra planta sea más sostenible con el fin de contribuir a que toda la cadena de suministro de la belleza sea más respetuosa con el medio ambiente.

Si otras marcas de belleza se inspiran, o utilizan esta iniciativa para hacer más sostenible su cadena de suministro, avanzamos juntos en el cuidado del medio ambiente. Este proyecto no sólo cuida el planeta y nuestro futuro, sino que también responde a las exigencias de un consumidor cada vez más consciente. Provital se preocupa -por el planeta, por nuestros clientes y sus compradores-.

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.